DAMIÁN FLORES

LA CASA MALAPARTE

Del 29 de septiembre al 7 de noviembre de 2017.

Desde su primera exposición en la galería madrileña "El caballo de Troya", en 1992, la obra de Damián Flores refleja un itinerario cuya cartografía se realiza a la luz de la literatura y de la arquitectura, de las letras y de las formas. Es una poética que se ha desplegado desde hace décadas mediante un ejercicio de memoria, de investigación y de construcción de un universo histórico y literario. Un mundo que tiene las ciudades como escenario esencial, La Habana caribeña y vanguardista; la Galicia mágica y moderna, de Cunqueiro y de Álvaro Siza a la que también lleva a De Chirico; la pessoiana Lisboa, Roma ciudad en la que disfrutó de la beca de la Academia Española; al morandiano Nueva York y, sobre todo, a Madrid, al Madrid “plateado” y racionalista del Arte Nuevo que habría de desaparecer en 1936 a golpe de “quince y medio”, y al Madrid de Catalá Roca de los cincuenta y sesenta, una ciudad de la que se ha convertido en interprete y a la que convierte en referente de su pintura. Es habitual insistir en que en el universo artístico de Damián Flores, junto a una labor de documentación preparatoria, se percibe una rotunda presencia de la literatura, de lecturas sucesivas, que le permite reconstruir entornos narrativos y realidades de un amplio grupo de escritores admirados —algunos un tanto secretos con los que realiza una labor de rescatador de raros, retratos incluidos—, llevando a cabo un ejercicio creativo que también tiene mucho de literario.